¿Cómo reciclar tu ropa vieja o usada? ¡Que vuelva la moda!

¿Cómo reciclar tu ropa vieja o usada?

De golpe abrimos un cajón y, debajo de las prendas que usamos últimamente, tenemos enterrados montones de ropa vieja o de la que nos hemos cansado de usar. A veces la juntamos para realizar una donación, o para convertirlas en trapos de piso o limpia cristales, pero la mayoría de las veces sólo queda allí durante años… Te propongo otra alternativa: reciclarla. Pero ¿cómo reciclar tu ropa vieja o usada?



Lo primero es juntar todos esos jeans gastados o ya muy rotos, buzos, sweaters de lana o hilo, remeras, etc., desplegar todas las prendas en el suelo y dejar volar la imaginación: ¿en qué podemos convertirlos? ¿en un bolso? ¿en una falda corta? ¿en un short? Pues sí, aunque dependerá de la necesidad que tengamos, de la voluntad, o de aquello que más queramos poseer. Si ponemos maña y empeño con la costura y la creatividad, podemos convertir algo que ya no nos sirve en algo que podamos usar.


videos reciclar ropa

Ejemplos de reciclaje de ropa

  1. Podemos recortar una camisa vieja para transformarla en una blusa con bolado y de hombros al descubierto.
  2. Un jean viejo puede ser reciclado para hacer un almohadón único y original, al cual también  podemos agregarle algunos botones o flores hechas al crochet.
  3. Cualquier pantalón puede ser transformado en pescadores o shorts con poquísimo trabajo!
  4. Las remeras viejas pueden convertirse en remeras modernas, haciendo en la parte trasera de ellas un reciclado de tiras para dejar al descubierto la espalda.
  5. Los sweaters y buzos pueden ser teñidos de otro color, y agregarles trozos de otros géneros para producir estampados originales.
  6. Conseguir pinceles y tinta especial de tela, y animarse a pintar remeras y pantalones inventando o copiando dibujos de nuestro agrado.
  7. Pueden utilizarse los cuellos y mangas de una prenda para ser cocidos dentro de otra, simulando un combinado!
Son muchas las ideas que podemos utilizar al reciclar nuestra ropa, como ser poner apliques en aquellas prendas que estén gastadas o desteñidas, dándole así una nueva cara, un cambio a la hora de volver a usarlas.

 Reciclar aquello que está pasado de moda, viejo o en malas condiciones, nos da la posibilidad de agrandar nuestro guardarropa sin recurrir en gastos.

También ten en cuenta que existen locales (a veces agrupados bajo el término «ferias americanas») donde uno puede llevar esas prendas que ya no utilizamos para cambiarlas por prendas nuevas, prendas usadas aunque preciosas (que sencillamente alguien dejó de usar por cansancio), y prendas recicladas a nuevo y con estilo.


Reciclar aquello que no usamos o aquello que ya estamos cansadas de ponernos tantas veces, es una nueva oportunidad de darle vida a una prenda que ya habíamos dado por perdida. Y además nos damos la posibilidad de jugar con nuestra imaginación y así realizar los diseños más novedosos y únicos que podemos conseguir jamás. Así que, si de reciclar se trata, una buena manera de conseguir diseños exclusivos es hacerlo por nosotras mismas, y de esta manera volver a lucir nuestras prendas ya olvidadas. Por lo tanto manos a la prenda y a reciclar todo aquello que tenemos guardado en el closet.



» ¿Te ha servido? ¡Compártelo! Share on Facebook
Facebook
Pin on Pinterest
Pinterest
Tweet about this on Twitter
Twitter
Email this to someone
email

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *