Completa clasificación de las plantas aéreas

clasificación de las plantas aéreas

Cuando nos referimos a la clasificación de las plantas aéreas, cabe destacar que estaríamos hablando de más de mil especies y subgéneros, teniendo siempre en cuenta que no todas pertenecen a la misma región. Cuando hablamos de plantas aéreas o tillandsias, podemos decir que tienen la facultad de neutralizar o eliminar las ondas eléctricas, por lo que son ideales en habitaciones donde haya muchos artefactos electrónicos. También son muy buenas para combatir olores nocivos o tóxicos, especialmente en ambientes cerrados. Se pueden presentar agrupadas en grandes cantidades para depurar el aire y relajar el ambiente.

Las especies de estas plantas aéreas son epifitas, es decir que crecen normalmente sobre otras plantas; esto no quiere decir que sean parásitos, pues generalmente se las encuentran sobre los árboles sin producir daño. Cabe mencionar que también existen las litotitas, que crecen sobre rocas, techos, líneas de teléfonos, etc., es decir que no parasitan a otros seres vivos.

Ver ejemplos de plantas aéreas
Ver ejemplos de plantas aéreas

Pocas especies crecen en el suelo. Y pueden dividirse entre variedades verdes y variedades grises.

Las verdes necesitan un clima templado-lluvioso y generalmente crecen en la sombra, ya sea en la tierra o sobre los árboles en el sotobosque. En cambio las grises crecen en zonas sub-áridas o sub-húmedas, en aquellos lugares que contengan un alto porcentaje de humedad en el aire.

El género Tillandsia fue descripto por Carlos Linneo en 1738 y su nombre es en honor al destacado botánico finlandés Dr. Elias Tillandz (1640-1693).

Sus diferencias

La diferencia entre las verdes y las grises es que las primeras carecen de tricomas (estos son como unos pelos complejos que son formados por la epidermis propia de las hojas que mueren de inmediato). Los tricomas, además de absorber agua, brindan la protección necesaria contra el sol y la transpiración. Este truco que realizan es bastante interesante ya que les permite a las plantas aéreas sin raíces absorber gotas de la niebla o directamente de la lluvia y así poder cubrir su cuota de agua.

En tanto que los minerales los obtiene de las cantidades pequeñas que están contenidas en el polvo que lleva el viento, también de las hojas que se caen y de la materia que arrojan los insectos, que a su vez se disuelven en el agua que ellas mismas absorben.

Como ya pudimos ver, las plantas aéreas tienen características fundamentales para la interacción con los seres humanos debido a que oxigenan el ambiente en una habitación cerrada, algo que las demás plantas realizan de manera contraria. Este tipo de plantas se las puede encontrar en determinados lugares de acuerdo a su especie, y, como ya hemos dicho anteriormente, estas plantas no sólo son decorativas, sino saludables para el ámbito donde nos encontremos.

2 comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *