¿Necesitas información adicional? ¿Te han quedado dudas con respecto a un tema? Pregúntale al Topo

[email protected]

homeopatía árnica

La homeopatía funciona como un cable a tierra que hace que tus actividades diarias puedan superarse con mayor tranquilidad y seguridad, sin que te agarre un ataque de nervios.



El poder de la homeopatía árnica

De la gran lista de remedios que integran la homeopatía, uno de ellos es el Árnica. Este se lleva a cabo en base a una hermosa planta, de color amarillo o naranja, de forma similar a una margarita y con un leve aroma. Hay una gran variedad de especies de árnica, sin embargo recomiendan que se usen las hojas y no la flor propiamente dicha, ya que estas últimas presentan un grado alto de toxicidad.

arnica

 

Debes consultar con tu médico homeópata para que te indique la dosis justa que puedes tomar según tus necesidades.

 

¿En qué te puede beneficiar esta plantita?

Principalmente está indicada para las personas que hayan sufrido algún accidente tanto físico, psíquico o emocional. Ayuda al organismo a recuperarse más rápidamente del traumatismo sufrido y tiene un alto poder anti-inflamatorio.

Puedes macerar la planta, mezclarla con aceite y te servirá en caso de que tengas una distensión o un hematoma producido por un golpe.



También, en una situación de agotamiento físico, exigencias diarias, stress, cansancio, o insomnio, el árnica permitirá que te relajes. En la vejez te ayudará a no sentirte débil ni cansado, mejorará los dolores de gota, reumatismos o lumbalgias frutos de algún mal esfuerzo. Ten en cuenta que esta planta puede cambiar tu vida para que disfrutes más de ella y logres vivirla con una mayor calidad, junto a tus seres más queridos.




» ¿Te ha servido? ¡Compártelo! Share on Facebook
Facebook
Pin on Pinterest
Pinterest
Tweet about this on Twitter
Twitter
Email this to someone
email

2 comentarios en “Homeopatía árnica: un salvavidas natural

  1. Cintia dice:

    ¿Dónde puedo comprar este tipo de remedios homeopáticos? ¿En farmacias?

    • Isabella Colombotto dice:

      Hola Cintia! Los remedios (compuestos o preparados) homeopáticos deben justamente «preparse» en un laboratorio que se dedique a eso. Muchas farmacias cuentan con laboratorios propios para desarrollar preparados; pero debes tener una receta de la preparación, es decir la fórmula y las cantidades específicas para tu dolencia o contexto específico. Los homeópatas escriben fórmulas con varios compuestos en diferentes cantidades, recetas exclusivas para el paciente, personalizadas al máximo. Besos!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *